Figueras Bofill Pi Psicòlogues

5 razones para ser optimista

In Optimismo on 14 mayo, 2013 at 14:01

La psicóloga Suzanne Segerstrom ha encontrado que cada vez que el optimismo de una persona aumenta en un punto (en una escala de cinco puntos), la respuesta de su sistema inmunitario mejora en un 20%. Yo voy a daros 5 claves para ser más optimista.

Espíritu joven

Uno de los momentos más difíciles en la vida es cuando tienes veintipocos y  todo por hacer. No tienes empleo, ni confianza en ti mismo, no sabes cuál es tu talento, puede que no tengas pareja estable, y ni siquiera sabes si tendrás que dejar todo lo que conoces para ir a trabajar fuera. Pero eres optimista. Puedes verte a ti mismo en un futuro próximo logrando todo lo que anhelas. Con esfuerzo, asumiendo que el camino será duro, recibiendo el ánimo de los demás. ¿A qué edad nos deshacemos de la ilusión para afrontar el futuro con optimismo?

Todo cambia en un instante

Hay un antes y un después, un punto de inflexión, un comentario, un gesto, una convicción, que transforma nuestra vida y nos impide seguir creyendo en lo que para nosotros eran verdaderas certezas hasta ese momento. Estoy embarazada… me han despedido… ya no te quiero…. tienes cáncer… Construimos una ilusión, reducimos la incertidumbre diseñando un modelo de vida donde la estabilidad es máxima y los riesgos son mínimos. Y en un minuto, desaparece. Ser optimistas nos permite creer que el próximo instante de cambio nos acercará a nuestros objetivos. No sabemos cuando ocurrirá, deseamos que sea más pronto que tarde, pero estamos preparados para que llegue.

Nadie va a responsabilizarse de nuestra vida

Si esperamos que por inercia vengan tiempos mejores, perderemos la oportunidad de tomar el control de nuestra propia vida. Estamos convencidos de que tendremos tiempo más adelante para vivir de otra manera: cuando me jubile, cuando los hijos se vayan de casa, cuando me asciendan, cuando mejore mi estado de ánimo… Y cuando el minuto de cambio llega, aún nos esforzamos para mantener nuestro modelo tan inalterable como sea posible para fingir que los cambios no han ocurrido. El optimista llora sus pérdidas, acepta el cambio y se dispone de nuevo a ser el protagonista de su propia vida.

Las pequeñas cosas cuentan

Por cada hora que dedicamos a preocuparnos por un error, una mala decisión, un resultado inesperado, no le dedicamos ni siquiera un minuto a disfrutar de todo lo bueno que nos ha ocurrido hoy. Me apropio de algunos ejemplos de Neil Pasricha: andar más rápido que un coche cuando hay tráfico, secarte las manos en los pantalones, abrir y aspirar el olor de un bote de pelotas de tenis, encontrar dinero en el bolsillo de una chaqueta que colgaste en el armario el invierno anterior, coger una q al mismo tiempo que una u en el Scrabble…

Encontrar un nuevo nivel de aceptación

Reconstruir tu vida es el proyecto mas creativo, más estimulante, más terrorífico y más satisfactorio que uno pueda hacer. Dura toda una vida, porque una vez que lo has conseguido, te acompaña para siempre, en todas las decisiones que tomas, en todas las conversaciones que tienes, en todas los momentos buenos y malos, que vives a partir de ahí.

M. F.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: